SERVICIOS

Talleres con mandalas

A través de procesos creativos abrimos la puerta de la auto-exploración para introducirnos en nuestro mundo interior y reconectar nuestra esencia. Cada vez que elaboramos, pintamos y coloreamos Mandalas o creamos diarios creativos, abrimos una vía directa a nuestra mente y nuestra emocionalidad. Los pensamientos desordenados e inquietantes reiterativos del día a día se aquietan, permitiéndonos disfrutar de la quietud, la relajación y la fertilidad del estado de silencio en el que podemos escuchar la voz de nuestra alma, retomar la ruta del equilibrio y reconectar con el flujo inagotable de sabiduría que está siempre disponible para nosotros. 

 El Mandala o “círculo sagrado” se ha utilizado desde tiempos inmemoriales como símbolo de perfección en representaciones artísticas y religiosas de muchas culturas y su efecto relajante y pacificador le fue creando espacios en las terapias de sanación, ya que nos permite al interactuar con su geometría silenciar nuestra mente,  y centrar nuestro mundo emocional.

Según su etimología: MANDA en sánscrito o KYl en tibetano significa: centro, esencia, espíritu, sede; y LA en sánscrito o KOR en tibetano significa: círculo. Así   MANDALA o KYLKOR, significaría: “Aquello que contiene, que rodea, que protege la esencia, es decir, la divinidad o verdadera naturaleza de la Mente. 

Inspirado en el orden natural que rige el universo, el ser humano  creó estas representaciones circulares para representar el Todo, el equilibrio, el centro y lo divino. Gracias a su antigüedad y poder simbólico, con el tiempo se ha establecido en la mente del hombre como una figura arquetípica de la vida, ya que las células todas tienen un ordenamiento mandálico, al igual que el macrocosmos. Dado lo anterior, nuestro subconsciente lo reconoce como un espacio conocido, natural y seguro. 

 Los diarios también hacen parte de una antigua practica del ser humano y nacen de una pulsión natural de querer comunicarnos con nosotros mismos a través de la escritura y la imagen, que se nos ofrecen como opciones para narrar lo que nos sucede o sentimos. Los diarios creativos a los que llamo bitacoras del viaje interior, fusionan la palabra, la imagen y la reflexión consciente y subconsciente dando vida a espacios fértiles donde reconocer las historias, las ideas, las heridas, los talentos y todo aquello que nos conforma, para comunicarnos con el ser que hemos ido creando mientras vivimos, a fin de  reconciliarnos o conectarnos de una nueva manera con nuestra historia, para llevar  bienestar en nuestra vida.

EN MANDALA TALLER ENCONTRARÁS ENTRE OTROS TALLERES Y PROCESOS:

Creación del Mandala personal

Una inmersión en ti para hacer surgir de tu interior el símbolo sagrado que guiará e inspirará tu vida. 4 Jornadas de 4 horas. Taller individual. 

Creación de Mandalas

Orígenes, usos, signficados, geometría sagrada, los números, los colores y las formas en el Mandala, el centro, el medio y la periferia, las 4 esquinas, la simetría. 4 sesiones de 4 horas. Taller Grupal.

El camino del Mandala

Un proceso de facilitacion de tu vida, a través del acompañamiento de coaching transpersonal, creativo y espiritual, en 8 pasos conscientes hacia el autoconocimiento y la autorealizacion. 8 sesiones de 4 horas. 

Mandalas para colorear tu vida

Dos diferentes talleres vivenciales acompañados de mis libros y enfocados en traer a tu vida las herramientas para generar estados de prosperidad y Abundancia, asi como Paz y equilibrio interior. Cada taller tiene una duracion de 7 horas y se desarrolla grupalmente, en un solo día.

Recapitulando y agradeciendo la historia

Conocer y reconocer, el camino andado, para crear bienestar presente y abrir posibilidades futuras. Un proceso individual de 8 sesiones de tres horas, acompañado de la creación de una bitácora.

Celebrando quien soy…!

Cuando perdono, acepto y agradezco, a los demás por sus enseñanzas y a mi mismo por los aprendizajes, permito a mi corazon celebrar la persona que soy!!  y evoluciono hacia la mejor versión de mi. Un proceso individual de 8 sesiones de tres horas, acompañado de la creación de una bitácora.